23.10.07

más linux

Estamos que lo tiramos. Después de diez meses sin poder usar mi portátil con internet, me cansé de tenerlo muerto de la risa y decidí probar con Linux. El portátil es un Fujitsu-Siemens modelo Amilo 7400 de hace cuatro años que me ha dado un rendimiento buenísimo, pero que tiene una tarjeta inalámbrica 802.11b y no 802.11g como el router de Telefónica que tenemos en casa. Con Windows el ordenador se conectaba y enviaba datos, pero no los recibía. Algunos días podía navegar, otros no. Era aleatorio.

Al principio compré un adaptador usb a wifi, y funcionó hasta que se me cayó al suelo (tres veces) y se ve que murió. Lo normal. Luego dejé de usar el portátil hasta que, después del buen resultado que me dio Ubuntu en el ordenador de sobremesa, anteayer decidí ponerme a instalarlo también en éste.

El principal problema que tuve es que el botón que activa y desactiva el wifi del ordenador no va por hardware, sino por software, y los drivers no funcionan en Linux. Afortunadamente, existe un módulo llamado fsam7400 que permite activar el wifi. Hace un rato conseguí terminar de configurarlo para que se activara al arrancar el ordenador (gracias a este blog) y ahora funciona de maravilla.

No entiendo por qué el ordenador navega ahora y antes, con Windows, no. Me resulta un misterio total. Pero la verdad es que ya no me importa mucho, porque estoy mucho más contenta con mi ordenador ahora.

El siguiente paso va a ser crear una red con los ordenadores de casa, que algunos son Windows y otros, Linux. Ya sé que son cosas muy básicas, pero que quieren, de sistemas operativos y redes yo sé lo justito. Así que cada pequeño avance lo celebro como si fuera el logro del siglo. Y tan feliz.

2 comentarios:

Mr. Sandman dijo...

Caramba, estáis que lo tiráis con Linux. ¿Qué le has puesto, una Gutsy? Yo hace un montón que no tengo un Linux en casa, pero últimamente me está tentando mucho. Si me lanzo ya te tendré que pedir consejo.

Ana Saturno dijo...

¡Hola, Gonzo!

Sí, una Gutsy. En el otro puse una Feisty Fawn en su día, pero también lo he actualizado a la Gutsy. La diferencia se nota en algunas cositas, así que me animé a actualizarlo.

Lo malo es que en el de sobremesa perdí la configuración del adaptador usb a wifi, pero no creo que tenga mucho problema en ponerlo a funcionar de nuevo (aparte del tiempo, claro, que nunca consigo que me dé para todo).

Ya verás como te animes, el ubuntu engancha.

Besos